build-to-suit-banner

Las alternativas inmobiliarias para la industria de manufactura ligera

Seguramente en algún momento de tu vida te has imaginado tu “casa ideal”, probablemente en algún lugar paradisíaco, rodeado de exuberante vegetación en donde te puedas refrescar en aguas cristalinas o quizás en alguna casa amplia y en donde puedas disfrutar de todas las comodidades.

Así como has soñado tu espacio como el hogar, probablemente también te has planteado un espacio especial para hacer crecer tu negocio.

Un negocio ubicado en un excelente lugar para tus proveedores y clientes, el cual cuente con todas las condiciones para que puedas crecer y expandirte.

Y de no tener ambos escenarios entonces te preguntarás si esto es porque es una secuela de la economía y de sortear toda una serie de créditos que solicitan requisitos exorbitantes que sencillamente no te permiten sortear mejor el camino.

Pues bien, dicen que primero hay que sembrar para después cosechar y para obtener una casa como la de tus sueños habrá que comenzar con hacer prosperar tu negocio y existen opciones alternas que te permitirán hacerlo.

Cuando de un negocio propio se trata, se debe tener un comienzo y no necesariamente es necesario contar con unas oficinas propias o un terreno propio para arrancar.

Existen alternativas llamadas “build to suit” o construcciones personalizadas que ofrecen espacios adaptados a las necesidades de tu negocio.

Se definen entonces como un espacio construido específicamente desde la estructura física, ubicados en lugares estratégicos e ideales para un negocio que busque bajo esta opción una alternativa para comenzar.

Y será que ¿un espacio para tu negocio a través de la alternativa “build-to-suit” es para ti?

Bueno, hay que tener muy presente que construir para satisfacer no es para todas las empresas.

Revisemos un poco, cuando se renta un espacio para tu negocio lo puedes hacer para tiempos específicos como 6 meses o un año, por ejemplo, dependiendo de las necesidades de la empresa.

skybox_dallasgroundbreaking_8

Si se piensa en una construcción, ésta demandará un proceso de mucho más tiempo, si no es que de años, lo que exigirá un compromiso a largo plazo.

Además deberá contar con un  terreno disponible antes de construir, elegir a un buen desarrollador, pasar por todo el proceso de diseño y las negociaciones de construcción pertinentes y todo esto es necesario antes de comenzar el negocio.

Un panorama como este es complejo, y más si tu giro es especializado, en donde es necesario contar con espacios amplios, lugar para almacenaje, construcción de tu producto, requerimientos especializados, lo que implica a su vez los permisos correspondientes, y un largo etcétera.

Quizás esta opción suene bien a largo plazo, una vez que tu negocio marche bien, pero ¿qué hacer mientras tanto?

Es aquí donde el modelo build-to-suit entra en acción, ya que existen empresas como VESTA que te ofrecen un abanico de opciones a través de sus parques y edificios industriales.

VESTA es una empresa que ofrece esta opción de “build-to-suit” dirigido a las empresas de manufactura ligera y logística, con el objetivo de ofrecer una alternativa inmobiliaria que se ajuste perfectamente a las necesidades de sus clientes, además de estar dentro de las tendencias de la industria.

Así ellos se encargan de esta parte, la parte que te permite deshacerte de molestos trámites inmobiliarios para dedicarte a hacer crecer tu negocio, madurar tu crecimiento y ya con el tiempo, verás qué cambios podrás realizar.

arcoplus1

¿Cuándo usar el policarbonato sólido y el celular?

En la actualidad contamos con una gran cantidad de materiales para realizar diversas tareas de remodelación en casa, al grado que a veces no tenemos muy en claro qué usar en nuestro proyecto.

Por ejemplo, colocar un techo para proteger las ventanas de las lluvias, bien podemos pensar en hacerlo de concreto, paja o tejas.

Sin embargo, existen otros materiales que pudieran resultar mucho más sencillos de utilizar, instalar e igualmente pueden darle un toque diferente, sin dañar nuestro presupuesto.

Así como esto, podemos encontrar varios proyectos donde el recurrir a las nuevas opciones nos puede dar no solo buenas ideas sino también buenas alternativas.

Un caso muy concreto son las láminas de policarbonato, que desde su aparición en los años 50 han aportando una gran cantidad de opciones para su uso en los diversos sectores de la construcción.

El “policarbonato” está formado por polímeros que al unirse con grupos de carbonato presentan grupos funcionales de una larga cadena molecular, dando como origen a un grupo de termoplásticos fáciles de trabajar, moldear y termoformar.

Y son justamente estas características por lo que se ha venido utilizando ampliamente en la manufactura moderna.

7157276200_04c33b1942Dentro de sus grandes ventajas podemos enumerar que es altamente resistente a impactos elevados; posee una gran transparencia, resistencia y rigidez.

Su resistencia a la deformación térmica lo pone como buen candidato a proyectos de exteriores debido a su resistencia a la intemperie, ya que protege contra los rayos ultravioleta, además tener muy buenas propiedades de aislamiento eléctrico.

Por el contrario, tiene una resistencia media a sustancias químicas, así como el presentar cierta susceptibilidad a las fisuras por esfuerzos.

Actualmente existen en el mercado dos tipos de láminas de policarbonato; de acuerdo al proyecto y necesidad deberás elegir entre el policarbonato sólido o el celular.

Entre las diferencias y características tenemos que:

Las láminas de policarbonato sólido tienen una gran transparencia y claridad, son altamente resistentes al impacto y prácticamente irrompibles; cuentan con protección UV, son mucho más ligeras que el vidrio, aunque del mismo espesor, se puede formar en frío y termoformar, además de ser autoextinguible.

Entre los usos que más se le ha dado a este tipo de lámina de policarbonato sólido son como guardas de seguridad, ventanales, domos, tragaluces, guardas industriales, puertas para evitar entrada forzada, ventanas y techados.

En cuanto a las láminas de policarbonato celular, suelen ser ligeras, también cuentan con protección UV, son formables en frío y también autoextinguibles.

Su uso es versátil y las podemos observar en aplicaciones de uso doméstico, residencial, de esparcimiento, industriales e institucionales.

Bien pueden ser los ya conocidos techos tipo arco de cañón, los techos planos o de dos aguas, las mamparas, guardas o cubiertas.

Además, este tipo de producto es el ideal para invernaderos y aquellos locales comerciales en donde se requiere del control específico del paso de la luz.

También encontrarás sus versiones de doble pared y corrugado.

Como verás, este versátil material puede sacarte de varios aprietos de una forma sencilla y elegante. Por lo que el acercarte a algún distribuidor sería genial para que te asesore sobre la mejor opción para tu proyecto.

¿Compras el producto por la caja?

¿Te ha pasado que a veces compras un producto sencillamente por su envoltura?

¡Oh, sí! De hecho tenemos una muy bonita historia con un juguete de mi hijo cuando tenía escasos 6 meses.

bebe-caja

Compramos un teléfono que nos salió muy caro, porque ayudaba a la estimulación del niño y mi hijo decidió solo jugar con la caja, la cual le duró cerca de 3 años y para él resultó ser mucho más especial que el dichoso juguete.

Para nosotros ha sido el “juguete” más caro que hemos comprado y para mi hijo ha sido parte de sus juegos, porque le sirvió desde escondite hasta para hacer grandes construcciones.

En fin, eso llega a pasar con ciertos empaques.

De hecho, el empaque o envase ha ido evolucionando a través de la historia desde su diseño, como en sus materiales y colores.

Al principio cubría la necesidad primaria de “proteger el producto” y con el tiempo se dieron cuenta que este proceso se estaba complicando por el mismo dinamismo del mercado y notaron la trascendencia de tener un buen empaque.

Recordemos que en sus inicios fue considerado simplemente como un contenedor o protector, pasó posteriormente a ocupar una forma de asociar el producto con base en su presentación, ya que es lo primero que se observa.

Esto último es el parte aguas, ya que el propio empaque comunica las cualidades y los beneficios que se obtienen tanto del producto como de su transportación.

Esto llegó incluso a llamársele “el vendedor silencioso”.

caja1

Hemos llegado a nuestros días y observamos que sin envases y embalajes sería imposible que la mayoría de los productos comercializados fueran distribuidos en un mercado cada vez más competitivo y globalizado.

Lo interesante de esto es que existe un principio en el desarrollo de los envases y embalajes, y es que no hay envases buenos o malos, sino solo el hecho de que uno será más apropiado que otro.

No vayamos muy lejos, de hecho lo vivimos en casa.

Cuando requerimos guardar algo buscamos el mejor recipiente o forma de contenedor para conservarlos.

Si queremos hacer un regalo, llegamos a recurrir a cosas inverosímiles para envolverlo y eso nos hace diferentes, tanto a nosotros como al mismo obsequio.

En otras ocasiones, necesitaremos mucho más que un papel o caja, será necesario recurrir a flejes, lazos o cintas para poder preservar el producto para su traslado.

Entonces vemos que empaque y embalaje son cosas diferentes pero que van de la mano, con uno presentamos el producto (envase).

Mientras que el embalaje nos permite proteger el producto para que se conserve durante el camino hasta su destino.

Y mucho tiene que ver en ambos tanto la psicología como el diseño gráfico y la tecnología para conseguir que los productos lleguen a ti.

Interesante, ¿no lo crees?

empaques

Paranoia

venta-aviones

Recientemente abandoné un trabajo donde había durado once años, un trabajo que realmente me gustaba, donde me dedicaba a la venta de aviones, un negocio aunque difícil, muy  emocionante y con excelente paga, debido a las grandes comisiones de cada venta, ya que una sola comisión te puede ser suficiente para vivir muy bien los siguientes tres años de tu vida.

En realidad debo decir que llegué a ser muy buen vendedor de este producto tan difícil de vender, llegando a tener un nivel promedio de dos ventas mensuales, un número promedio para cualquier vendedor; sin embargo, éste es bastante alto cuando vendes aviones o helicópteros, cuando el mercado y la demanda son tan estrechos debido al grupo de consumo.

Sin embargo, aunque el trabajo me gustaba mucho y me iba muy bien, lo tuve que abandonar ya que ahora, mientras escribo este pequeño relato, me encuentro en una habitación de un hospital psiquiátrico, donde tuve que ser internado debido a una condición usada con ligereza en el lenguaje coloquial, ignorando la seriedad, gravedad y peligro de ésta. Dicha condición se conoce con el nombre de paranoia.

La paranoia es una condición que hace pensar a aquellos que la sufrimos que siempre estamos en una zona de peligro mortal inminente, donde las cosas pueden salir no sólo adversamente, sino grotescamente mal.

Esto significa que a quienes sufrimos de paranoia, nuestra mente nos indica en todo momento que algún escenario trágico siempre está a la vuelta de la esquina y cuando digo siempre, es diario, a todas horas, una idea reforzada por los eventos negativos diarios en las noticias.

Esta condición puede parecer absurda y hasta simpática para muchos; sin embargo, es una verdadera pesadilla para aquellos que la padecemos.

paranoia

Para entender esta condición mental le pido que imagine el siguiente escenario rutinario de un paranoico como yo.

La mañana comienza con un una tremenda dificultad para despertar. Al abrir los ojos y levantarse de la cama, lo primero que llega a la cabeza es la imagen de una persona saliendo detrás de la puerta, aún obscura, para asesinarle y hacer lo mismo con toda su familia. “No pasa nada”, uno piensa, y se levanta para hacer sus rutinas matutinas, durante las cuales, imágenes como terribles enfermedades cutáneas y nuestro funeral o el de algún ser querido llegan a nuestra mente, unas imágenes que si bien sabemos que no son ciertas, crean una tremenda angustia que nos come el estómago.

Al irnos de la casa para el trabajo, llega la idea a la mente de que probablemente será la última vez  que veremos a nuestra esposa o que ella nos verá, debido a que se avecina una terrible tragedia en pocos minutos. “No importa”, uno piensa. “Así es la vida”, decimos resignadamente.

Una vez en el trabajo, varias veces al día estamos seguros de que estamos sufriendo un infarto o una embolia y cada llamada que recibimos en el celular sentimos que es la llamada al teléfono rojo, donde una tragedia se desenvuelve del otro lado del teléfono.

Por eso estoy aquí.

Cómo surge el concepto de las oficinas virtuales

Desde tiempos remotos, las sociedades han creado espacios con rasgos particulares y específicos para las distintas actividades humanas. De esta forma ha sido posible distinguir lo público de lo privado, y el ocio del trabajo.

La oficina puede considerarse uno de los lugares de trabajo más modernos, aunque si atendemos a la historia, descubriremos que no lo es tanto.

oficinas

En el siglo XVIII, en ciudades europeas como Londres o París, las fábricas, empresas y comercios empezaron a destinar habitaciones especiales para el trabajo administrativo. Por lo general, esas habitaciones se encontraban en el mismo edificio en el que se llevaban a cabo las actividades económicas o productivas. Si se trataba de una tienda o un restaurante, por ejemplo, la oficina podía ubicarse en un pequeño cuarto de la parte posterior, o en los pisos superiores, si es que los había.

El personal encargado de llevar la contabilidad, escribir cartas o archivar facturas y documentos era el que trabajaba en esos espacios y no era raro que todas las actividades antes mencionadas, y acaso algunas más, estuvieran en manos de la misma persona, sobre todo si se trataba de negocios pequeños.

En nuestros días, las quejas acerca del trabajo de oficina son tan comunes, que hasta se vuelven objeto de chistes y parodias. No obstante, si hoy llegamos a sufrir porque pasamos la mayor parte del tiempo en nuestros lugares de trabajo, hemos de saber que la situación en épocas pasadas no era mucho mejor.

Para comprobarlo, podemos acudir a un ejemplo literario, que no por insertarse en una historia de ficción deja de ser un reflejo exacto de la realidad de su tiempo. El “Cuento de Navidad”, de Charles Dickens, nos muestra lo que podía ser la vida de un empleado de oficina en el siglo XIX; largas jornadas de trabajo, en condiciones precarias, con salarios de miseria y apenas un par de días festivos al año.

Pero si creen que Dickens pudo exagerar, consideren la historia de Charles Lamb, un empleado de la East India House, en el Londres del siglo XVIII. La East India House fue una de las primeras compañías que ordenó la construcción de un edificio de oficinas, para albergar a sus numerosos empleados administrativos. Lamb fue uno de ellos y en sus diarios y cartas dejó registros de lo que era la vida del oficinista en aquellos tiempos. Jornadas de doce horas, de lunes a sábado, anulación de los días festivos y firmas cada 15 minutos para comprobar que estaban en el lugar de trabajo eran algunas de las regulaciones a las que debían someterse los trabajadores.

oficinas-virtuales

Con el paso del tiempo, la conquista de los derechos laborales y la aparición de tecnologías que agilizaron el trabajo administrativo, las condiciones del trabajo de oficina se transformaron, aunque algunos excesos no han logrado erradicarse. Pero, ¿cómo conduce toda esta historia al surgimiento de las oficinas virtuales?

Mencionamos antes que las oficinas se diseñaron, en primera instancia, para el desarrollo del trabajo administrativo. Pues bien, ahora que tareas como la contabilidad, la comunicación o el almacenamiento de documentos importantes pueden llevarse a cabo sólo con una computadora, o hasta con un teléfono celular, el espacio en el que se ejecuten se vuelve relativo. Lo mismo se puede trabajar en un moderno edificio corporativo, que en un estudio en casa o en una cafetería.

No obstante, algunas formalidades siguen siendo necesarias. Para ciertas reuniones con socios o clientes, para organizar el trabajo o para presentar un proyecto y hasta para cumplir con las obligaciones fiscales, llega a ser necesario contar tanto con un domicilio empresarial como con un lugar de reuniones. En respuesta a esta necesidad surgen las oficinas virtuales, que ofrecen desde salas de junta y espacios de trabajo, hasta un domicilio comercial y fiscal, para manejar tu correspondencia y tus impuestos. Así ha sido la evolución del trabajo de oficina.

como-salir-de-tu-zona-de-confort-en-el-trabajo

La labor

Hace poco vi a un amigo que no veía hace tiempo, uno que  verdaderamente odiaba la escuela, un lugar donde todos lo juzgaban por lo mismo; sin embargo, a él sólo le interesaban los colchones de todo tipo, algo que en el futuro se volvió su salida y ha hecho millones con su fábrica de colchones. El producto más codiciado es su colchón king size.

Esto es simplemente debido a que supo llevar su pasión a un buen cause, lo que  por supuesto le ha pagado de regreso tremendamente.

El trabajo es una actividad necesaria para la mayoría de los seres humanos tenemos que afrontar para ganarnos la vida y para poder alimentar a nuestra familia para sobrevivir en un mundo lleno de competencia y de gente muy competente en su ramo de profesión.

Hay veces que el trabajo no es fácil y hay veces que parece ser imposible debido a las expectativas tan altas que tiene el consumidor y a la cantidad de horas que se debe de trabajar en muchos países para ganar tan solo para lo necesario  y para alimentar a nuestra familia.

Sin embargo, debemos de saber que nadie muere de trabajo duro y aquel cuyo trabajo le es ligero, lo hace mejor, es por esto que debemos de encontrar significado a aquello que hacemos y no solo pensar que hacemos lo que hacemos solamente para sobrevivir ya que el pensar así simplemente degrada nuestra existencia.

El trabajo arduo es elemental para recorrer el camino tan largo que debemos de seguir para poder competir.

Quien no esté listo para trabajar fuertemente, podrá estar seguro de que no llegará muy lejos, ya que mientras uno duerme, otros trabajan en nuestro oficio y mañana nos mandará al segundo lugar.

Bien dicen que un gato con guantes de gamuza no atrapará a ningún ratón, por lo que debemos estar dispuestos a sangrar para triunfar y a entrenar para no sangrar.

No obstante, debemos también saber cuándo el costo de las cosas es mayor que el beneficio y actuar con la razón y no con la necesidad, ya que después la decisión que tomemos pueda regresar a visitarnos no amablemente.

Debemos también entender bien nuestras capacidades y saber nuestro potencial, así como sus límites.

La evaluación correcta de estos dos elementos es elemental para tomar una decisión que concierne el quedarnos en un empleo o partir a algo mejor, una decisión en la cual escucharemos una gran batalla en nuestro interior entre nuestro corazón e intelecto.

Debemos de entender también que el desempeño que tengamos en nuestro trabajo dependerá en gran medida de nuestros hábitos fuera del trabajo, mismos que dictaminarán qué tanta energía tendremos en nuestro día a día ya que un trabajador sin energía es un trabajador con capacidades sumamente limitadas aunque este sea sumamente inteligente.

Estas actividades elementales son la alimentación y el descanso, dos elementos necesarios para nuestro buen-funcionar y consecuentemente para la calidad de vida que busquemos  o que no queramos perder.

Todo en un solo lugar

La semana pasada asistí, en representación de mi empresa, a una feria de equipos industriales. Nos interesaban particularmente las refacciones para básculas camioneras, pues hace poco tuvimos problemas por no cumplir con los lineamientos de peso para nuestros transportes de carga y esto nos llevó a descubrir que nuestros instrumentos ya presentaban algunas fallas.

feria-negocios

Al evento me acompañó una persona que se acaba de integrar a nuestro equipo de ventas y que, a decir verdad, no se encontraba en la mejor de las disposiciones al inicio del viaje. Noté su actitud desde que salimos del aeropuerto, pero evité anticipar juicios o comentarios, para dejar que fuera él quien tocara el tema.

Lo hizo al fin, cuando llegó el día del registro de asistentes y tuvimos que hacer fila para firmar y recibir nuestros gafetes. “¡Y encima de todo, esto!”, comentó el joven, molesto por la espera. Entonces me confesó que no entendía muy bien por qué lo habían enviado a ese evento y que probablemente aprovecharía más el tiempo quedándose a conocer los productos en los almacenes o acompañando a los vendedores más experimentados en su trabajo diario. “Claro que aquí también puedo aprender mucho de tu experiencia”, agregó, pensando que quizás yo me había ofendido.

Le dije que no debía preocuparse, pues yo me había hecho la misma pregunta hace algunos años, cuando fui comisionado para ir a mi primera exposición de negocios. En aquel entonces yo también era nuevo en la compañía y no entendía de qué podía servirme el pasearme por los stands y ver los equipos, si a fin de cuentas yo no tenía ninguna influencia en las adquisiciones de la empresa.

Sin embargo, la persona a quien acompañé y quien pacientemente aclaró mis dudas, me dio varias y muy buenas razones por las que podemos beneficiarnos al asistir a una feria de nuestra industria.

feria-negocios2

Es como un curso de actualización

En eventos como estos se dan a conocer las nuevas tecnologías y tendencias; se presentan informes y resultados de los estudios más recientes y también se habla de lo que se puede esperar a corto plazo. Así, en unos cuantos días, podemos tener un panorama completo y actualizado de qué sucede y hacia dónde va nuestra industria.

Es un buen espacio para analizar a la competencia

Tanto los expositores que participan en las ferias, como los asistentes que representan a empresas, llevan lo mejor de sus productos o servicios, así como sus mejores cartas de presentación. Por tanto, la feria se convierte en un buen espacio para descubrir y entender lo que otros actores de nuestra industria están haciendo.

Es una gran oportunidad para el networking

Las ferias, exposiciones y, en general, cualquier evento de negocios brindan excelentes oportunidades para ampliar las relaciones profesionales e incluso las personales. El ambiente resulta sumamente favorable, pues la mayoría de los asistentes van con la disposición de conocer a nuevos proveedores, clientes o socios potenciales.

A los anteriores, se pueden sumar varios motivos más, como el consolidar la imagen de la empresa, cuando se participa como expositor, o hasta el viajar a otra ciudad y conocer tanto las oportunidades de negocios que hay en ella, como sus atractivos turísticos y culturales. En suma, eventos como estos reúnen todo en un solo lugar.

Después de compartir aquellas lecciones con mi joven acompañante, su actitud cambió y pudo aprovechar todo lo que el evento tenía de interesante. Ninguna actividad es una pérdida de tiempo, si sabemos descubrir todo lo que tiene para enseñarnos.

El estar listo es ganar

Al estar caminando por la playa en Cancún con unos amigos, pasamos cerca de uno de los hoteles de lujo en Cancún, que estaba lleno de personas en el territorio de sus playas; de pronto, unos amigos de unos amigos aparecieron de la nada y nos invitaron a acercarnos y tomar un par de tragos.

hoteles-de-lujo-cancun

Después de los cálidos saludos entre ellos  y su amable recepción ante el resto de nosotros, nos sentamos y abrimos unas cervezas que ellos tenían, diciendo que ellos se encargaban de la bebida en aquel día y que no habríamos de preocuparnos de nada.

Al  poco tiempo de estar bebiendo salieron al tema los negocios y una buena conversación se desenvolvió de ahí en adelante muy a mi fortuna, ya que en ese entonces acababa de abrir mi negocio.

Para tener éxito en los negocios hay que tener una colección de ciertas cosas que siempre hay que estar portando con nosotros; una es nuestra tarjeta de presentación y la otra es todo el conocimiento de lo que hacemos en nuestra cabeza y siempre estar listos para dar una presentación oral adaptada a las circunstancias en las que estemos.

presentacion

El conocer bien nuestro negocio es una parte crucial del éxito que tendremos, cuando me refiero a conocerlo bien, me refiero a conocer nuestra esfera de negocio mejor que nadie y sobre todo mejor que todos aquellos que hagan lo mismo que nosotros.

Para tener este conocimiento tan profundo de nuestros asuntos es necesario es necesario ver a un cliente muy escéptico todos los días de la semana.

Aunque ese cliente escéptico no exista todos los días de nuestra  semana nosotros mismos podemos ser aquel cliente quien nos interrogue incómodamente.

Una buena manera de hacer esto es auto-preguntarnos  lo que menos nos gusta que nos pregunten y estar preparados para cuando esto suceda.

Algo que siempre tenemos que tener en mente y recordar constantemente es qué fue aquello que nos inspiró a hacer lo que hacemos y a desarrollar nuestro producto o nuestra industria de la manera que lo hemos hecho, esto es porque a los clientes muchas veces les gusta saber el porqué de lo que hacemos, ya que un buen porqué  puede ser un parte-aguas en la conversación, de la misma manera que un mal porqué, o peor aún, que no exista un porqué, puede crear una puerta cerrada antes de comenzar.

Otra cosa que tenemos que tener muy clara es saber por qué el cliente nos debe contratar a nosotros y no a la competencia.

negocios

Para poder contestar esta pregunta satisfactoriamente, debemos conocer a la perfección no solamente a nosotros mismos, sino a la competencia, a quien tenemos que estudiar intensamente y poder localizar sus debilidades, así como sus fortalezas,  para poder explotar la una y disminuir la otra.

Por último, algo que tenemos que entender es por qué es el tiempo correcto para que el cliente nos contrate ahora y no después, por lo que tenemos que entender las necesidades de los clientes.

Por esto les digo amigos, que el estar listo es ganar.

Aquel que tiene más es quien está más feliz con menos

Vivimos en un mundo donde uno de los problemas más grandes es el de la depresión, un problema que está abatiendo a la felicidad de los hombres y mujeres a lo largo y ancho de nuestros países y ciudades y en muchos lugares es visible desde que uno camina en la calle.

El mundo occidental es uno que vive y depende de la propaganda masiva de productos e ideales, cuyas promesas son mayoritariamente falsas; sin embargo, todos los ciudadanos, o al menos la mayoría, deben de tragar estos ideales a modo de que el sistema funcione y los poderosos mantengan el poder mediante la opresión ideológica de los individuos que entre sus paredes yacen.

depresion

Es verdad que económicamente el mundo occidental es el más próspero y es verdad que la prosperidad económica es la clave de la libertad en estas tierras y también es verdad que el hombre sin libertad preferirá morir, al menos una vez que éste la haya probado.

Sin embargo, nuestra mayor virtud es a su vez nuestro peor enemigo, ya que nuestras expectativas, debido a la propaganda capitalista y a un muy reducido número de casos de éxito, son muy elevadas y creemos verdaderamente que todo es posible si a eso nos dedicamos.

Estoy convencido de que, en efecto, todo se puede hacer; sin embargo, hay que saber hacerlo, ya que todas las ganas y el deseo del mundo no son suficientes para alcanzar el verdadero éxito, si no sabemos llegar a él y siento decirles que tan sólo un uno por ciento o menos de las personas de nuestra sociedad saben llegar a este lugar de oro.

Si bien ya hemos mencionado que el mundo occidental es el mas próspero económicamente y que el ser próspero económicamente significa poseer de lo más preciado que puede tener un hombre, ya que la plata es libertad, entonces ¿por qué será que en el lejano oriente el grado de felicidad entre la población es mucho mayor que en occidente?

oriente

¿Qué será que hacen ellos que nosotros no hemos podido lograr?

Hemos de saber que el lejano oriente es un mundo completamente diferente al mundo occidental casi en todos los aspectos.

Las sociedades en oriente tienen principios muy distintos a los que nosotros tenemos aquí y sus objetivos son absolutamente diferentes de los que residen en nuestra  mente occidental.

Hemos de entender que en oriente la felicidad nace dentro de nosotros y es exportada a nuestros alrededores una vez que está bien cosechada y lista para ser consumida y transformada por la masa universal.

Esto significa que para el ciudadano de oriente la felicidad se cosecha en el alma y en el pensamiento, dos lugares donde el dinero no cabe muy bien.

La prosperidad en oriente la tendrá aquel que sea más feliz con menos y el que entiende que el bienestar le pertenece a la sociedad tanto como a él, ya que todos los objetos vivos y neutros (en oriente nada esta muerto) tienen una profunda relación entre sí.

En una ocasión fui a la oficina de un conocido en Hong-Kong. La recepción era un tanto convencional y tenía unas modernas sillas plegables, pero los muebles para oficina eran exactamente del mismo material que la pared (piedra de cantera), demostrando que todo es uno y uno es todo.

La Gran Isla

El día de hoy cumplimos diez años en este sueño de lugar, donde la vida es un verdadero paraíso y la personalidad de su historia es una sustancia tan espesa que marcan el corazón de cualquier visitante.

Se trata de la Isla de Córcega, un pedazo de tierra en medio del mar Mediterráneo, donde el pasado viene a dormir todas las noches, dejando sus sueños de gloria plantados en la semilla de sus olivos, donde hasta el viento pide permiso para pasar.

corcega

Córcega es un Isla por la cual grandes poderes se han peleado a muerte a lo largo de la historia, especialmente Francia e Italia, quienes ahí disputaron valor y sangre; dos elementos que sazonaron la tierra corsa, dándole una personalidad, fuerza y tenacidad a todos los hijos e hijas de ese lugar, uno de los cuales retumbaría las campanas del destino de todo un continente y quedaría grabado en el salón de la fama de los dioses de la historia.

Su nombre es Napoleón Bonaparte, quien para mi gusto es el conquistador más grande en la historia de la humanidad, quien a su momento más alto, llegó a gobernar a una cantidad de sesenta millones de habitantes, además de ser de los pocos hombres en el mundo quien ha tomado la ciudad de Moscú con un ejército de 600,000 hombres.

Este gran hombre nació en la isla de Córcega y sus agallas fueron a su vez un producto de esa tierra.

La isla también ha sido famosa a lo largo de la historia por sus legendarios piratas, tan glorificados por Alejandro Dumas en muchas de sus grandes obras, especialmente en El Conde de Montecristo, donde dedica muchas paginas a las sagas de estos misteriosos  y místicos bandidos.

La isla de Córcega es un destino desconocido para la mayoría de los turistas en el mundo, ya que sus habitantes no quieren y nunca han querido que la esencia de su isla cambie por ningún motivo; sin embargo, los habitantes de aquel lugar son muy amigables para con los viajeros.

La isla, aunque relativamente pequeña, tiene una industria amplia, trabajada por las manos de los habitantes sin la ayuda de ningún tipo de maquinaria, a modo de preservar la belleza del lugar, así coma la virginidad de su concepto.

Debido a la gran cantidad de olivos que alfombran la isla, los habitantes han podido hacer una muy buena y útil industria de aceite de oliva, comparado en substancia y calidad con el aceite griego, quien conquistó por tantos siglos el paladar de todos los hijos e hijas del Mediterráneo.

A su vez, los campos corsos son tierras muy fértiles para el cultivo de la vid, lo que les ha permitido hacer un vino de muy buena calidad, que exportan a toda Europa y algunos países de África.

Mi decisión de mudarme a esta isla fue tras mi retiro de una compañía de arrendamiento puro, donde trabajé la mayor parte de mi vida. Ahora soy un ser muy feliz.